Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de cookies. Más información.

Entradas Coliseo de Roma

El Coliseo es el corazón de Roma. Cuando lo divisas, se te encoge un pelín tu alma de viajero. Lo has visto en fotos, películas... pero cuando alzas la vista y lo contemplas en vivo te das cuenta de que, por fin, estás en Roma.

Dónde comprar las entradas para el Coliseo

En Internet

El Coliseo Romano sólo puede albergar a 3000 personas a la vez y las colas en taquilla pueden durar horas. Reservar las entradas al Coliseo de Roma con antelación es el primer consejo para cualquier visita a la ciudad. Estas son los principales tipos de entradas para el Coliseo:

En taquilla

Si te decides a adquirir las entradas el mismo día en taquilla pese a que puedes encontrarte largas colas, te recomiendo ir temprano (antes incluso de que la taquilla abra a las 8:30) o comprarlas en la taquilla del Monte Palatino, donde suele haber menos gente.

Detalle frontal del Coliseo
Detalle frontal del Coliseo

Entrada general

Lo primero que debes saber es que la entrada general al Coliseo es una entrada combinada que te dará acceso al Coliseo, el Foro y el Monte Palatino. El Foro y el Monte Palatino están al lado del Coliseo, por lo que te recomiendo que hagas la visita en el mismo día.

Qué voy a visitar con esta entrada

  • Por supuesto, podrás ver el interior del archiconocido Coliseo, el anfiteatro más famoso del mundo. Te aseguro que por muchas veces que lo veas por fuera y fotografíes su fachada, su interior es, si cabe, mucho más sorprendente. De hecho, mi primer pensamiento al entrar fue, ¡pero si no habíamos visto nada!
  • El Foro Romano era la zona central de la antigua Roma (semejante a lo que hoy en día son las plazas centrales de las ciudades que conocemos). Es una explanada enorme con restos arqueológicos que, si logras disfrutarlos fuera de las horas de calor, te dejarán impresionado.
  • Colindante al foro se encuentra el Monte Palatino, que es la más céntrica de las siete colinas de Roma y una de las partes más antiguas de la ciudad. Pasear por allí es, sin duda, un viaje en el tiempo.

Cómo funciona la entrada

Para controlar la afluencia turística, compres o no las entradas por adelantado, has de seleccionar un horario de entrada. La última admisión es una hora antes del cierre y has de presentarte en la taquilla preferente (sin colas) 30 minutos antes de la hora seleccionada. Sólo podrás retrasarte 15 minutos respecto a la hora elegida para entrar al Coliseo. Una vez dentro, no tendrás límite de tiempo más allá de las horas de apertura del monumento.

Tarifas especiales

Debes saber que el Coliseo ofrece condiciones especiales a los siguientes visitantes:

  • Los menores de 18 años.
  • Los profesores italianos.
  • Las personas discapacitadas y sus acompañantes miembros de los servicios sociales y de salud.
  • Los guías e intérpretes turísticos de la UE que estén ejerciendo su actividad profesional.
  • Los profesores de Historia del Arte y secundaria.
  • Profesores y estudiantes de las carreras de Arquitectura, Conservación del patrimonio cultural, Ciencias de la educación y Literatura o materias literarias con dirección arqueológica o histórico-artística.

Imagen del Foro Romano
Imagen del Foro Romano

Entrada con acceso a la Arena

También se puede visitar la zona del Coliseo correspondiente a la Arena. Para ello, vas a tener que comprar una entrada especial, que es esta entrada al Coliseo con acceso a la Arena. Yo personalmente, antes de ir, no sabía ni que esta zona fuera accesible y la verdad es que no me arrepentí para nada de visitarla. Si eres de los que, como yo, piensa que este tipo de visitas se hacen una vez en la vida, sin duda merece la pena sumergirse plenamente en la experiencia.

Por qué me gusta esta opción

Durante la visita pasarás por la puerta que cruzaban los gladiadores y que es una puerta que no está abierta al público en general con la entrada estándar. Además, podrás bajar a la parte de la arena, la planta baja y el primer piso. No te preocupes si vas con un presupuesto ajustado y esta opción te resulta un poco costosa; la zona de la arena también puede verse desde las gradas.

Vista de la Arena del Coliseo desde la grada
Vista de la Arena del Coliseo desde la grada

Entrada al Coliseo con realidad virtual

Si quieres que tu viaje a la Antigua Roma a través de su anfiteatro sea aún más completo, está disponible la opción de entrada con realidad virtual. También sin colas y además con una audioguía en varios idiomas y con unas gafas de realidad virtual a tu disposición durante toda la visita. Es una opción ideal si buscas una experiencia diferente que te traslada directamente al siglo primero sin moverte de las gradas del Coliseo.

En qué consiste

Esta visita guiada al Coliseo es, sin duda, la más original e informativa (y seguramente, un acierto si viajas en familia, ya que los más jóvenes no querrán perder detalle de la realidad virtual). Durante el recorrido por el Coliseo, además de los cometarios del guía, llevarás las gafas de realidad virtual, que irán representando las gradas del Coliseo tal y como eran en la Antigua Roma. Es una experiencia totalmente inmersiva y muy completa.

Entrada con visita guiada al Coliseo

Quizás seas de los que llega al monumento, hace foto y pasa al siguiente (aunque sería una pena no recrearse en las maravillas que tiene la ciudad de Roma), o de los que estudia cada piedra y rincón del mismo con lupa. Si no estás en ninguno de los dos extremos, pero sí te gusta ver las cosas con detenimiento, entendiendo lo que ves y disfrutando de la historia del lugar, te recomiendo esta visita guiada del Coliseo.

En qué consiste

Este recorrido tiene una duración de 3 horas, está a cargo de un guía profesional y está disponible en español, francés y portugués. Si te apasiona la arquitectura romana y la historia antigua, ya te habrás enamorado de Roma. He escrito una guía sobre Las mejores visitas guiadas del Coliseo por si quieres organizar tu tour y ver con detenimiento qué opciones existen.

Interior del Coliseo
Interior del Coliseo

Roma Pass, el pase de la ciudad que te servirá para visitar el Coliseo

En Roma hay tantas cosas que ver, que si vas a estar un tiempo considerable en la ciudad probablemente ya te hayas planteado adquirir un pase como el Roma Pass, que te permite ahorrar tiempo y dinero en tus visitas a los monumentos más emblemáticos.

Qué incluye

La tarjeta turística Roma Pass Incluye la entrada gratuita para el Coliseo con una audioguía y te permitirá evitar las colas. También podrás visitar con acceso preferente y audioguía la basílica de San Pedro y otros museos con el 20% de descuento. Incluye además el transfer de ida y vuelta a los aeropuertos de Ciampino o Fiumicino.

Cómo funciona

Tienes la opción de comprarla para 48 o 72 horas y durante ese tiempo podrás usar todo el transporte urbano de forma gratuita. Además de descuentos o acceso preferente en determinados museos, con esta tarjeta puedes escoger uno o dos museos de tu elección para que la entrada sea gratuita.

Consulta todos los detalles en mi guía sobre el Roma Pass

Puede que estés considerando la opción de adquirir esta tarjeta, pero que te asalten las dudas sobre si conviene o no, cuánto vas a ahorrar exactamente, qué incluye y qué no... En este artículo puedes leer toda la información que he recopilado sobre el Roma Pass.

Mi recomendación

¿Qué fue lo que yo hice? Combinar la tarjeta Roma Pass, con acceso a dos de las seis atracciones principales, descuentos y transportes con la tarjeta Omnia Vatican para visitar la Ciudad del Vaticano.

¿Compensa utilizar una de las entradas del pase para el Coliseo? Dependerá de lo que vayas a ver en Roma. Si vas a hacer una visita en profundidad, quizás te compense guardar el descuento para otras atracciones turísticas, puesto que el precio de la entrada combinada al Coliseo, al Foro Romano y al Monte Palatino no es muy elevado.

Yo te recomiendo que calcules cuánto cuestan las entradas a todos los monumentos o atracciones que quieras visitar por separado y veas si te compensa el pase, pero en general, suele ser muy buena idea para ahorrar si estás buscando comprar entradas para varios monumentos.

Parte posterior del Coliseo
Parte posterior del Coliseo

Organiza tu visita al Coliseo paso a paso

Horario y días de apertura

El Coliseo está abierto durante todo el año a excepción de los días de Navidad y Año Nuevo. Aunque el horario de apertura siempre es el mismo (8:30), el horario de cierre depende de la época del año en la que estés. Mi recomendación: si has decidido comprar la entrada allí, madruga (mucho).

Mejor momento para ir

En cuanto a la elección de tu horario de entrada: evita las horas de calor (que en Roma son horas de muuucho calor). Eso sí, en el Coliseo hay más sombra que en el Foro Romano y el Monte Palatino; tenlo en cuenta si vas a visitarlos en el mismo día.

Cómo llegar al Coliseo

El Coliseo está a poca distancia del centro de Roma, por lo que si estás alojado en una zona céntrica te aconsejo el paseo; es precioso y Roma es una ciudad para descubrirla andando. Como distancia orientativa, Google nos dice que hay 20 minutos andando desde el Coliseo hasta la Fontana di Trevi.

En cualquier caso, puedes pedir un taxi hasta la Piazza del Colosseo 1 o, si estás algo más lejos del centro y no quieres gastar mucho, tomar la línea B de metro hasta la parada Colosseo o utilizar los autobuses C3, 60, 81, 85, 87, 175, 628 o el tranvía número 3. El Coliseo es el monumento más emblemático de Roma, no vas a tener problemas para llegar tanto si preguntas en el transporte público o si te desorientas yendo andando.

Via del Fori Imperiali
Via del Fori Imperiali

Los alrededores del Coliseo

A menos de 500 m del anfiteatro romano vas a encontrar lugares tan emblemáticos como el Foro, el Monte Palatino, el Arco de Constantino o las basílicas de San Pietro in Vincoli o de San Clemente.

Duración de la visita

Aunque sería ideal tener todo el tiempo del mundo para visitar cada uno de los monumentos de Roma, lo cierto es que cuando vamos de viaje casi siempre estamos pendientes del reloj. Por eso te ayudará saber que la duración estimada de la visita al Coliseo en profundidad está entre 2 y 3 horas aproximadamente. Puedes verlo en menos tiempo, pero mínimo 1 hora larga para ir sin prisas.

Interior del Coliseo
Interior del Coliseo

Comer cerca del Coliseo

Dentro del Coliseo no vas a encontrar comida, pero es posible que encuentres algún puesto callejero en las inmediaciones para tomar un tentempié. Sin embargo, mi consejo es que aguantes un poco el hambre hasta que termines la visita combinada al Coliseo y al Foro romano (si empiezas temprano, es viable) y después busques un restaurante más alejado de la zona para ahorrar en precio y ganar en calidad. En cualquier caso, no te preocupes: en Roma toda la pizza y la pasta está buenísima.

El Coliseo con niños

El anfiteatro romano es un lugar adecuado para visitar con niños (recuerda que los menores de 18 años no pagan entrada); especialmente aquellos a los que les gusten las historias de romanos se lo pasarán en grande correteando por sus pasillos. Eso sí, recuerda llevarles agua y líquidos en cantidad para mantenerlos hidratados y protegerlos del sol con gorras, gafas y crema solar.

Ana's Traveller’s Tip

Madruga todo lo que puedas para visitar el Coliseo con un número razonable de turistas y disfrutarás de una visita más relajada y con menos calor.

Información práctica sobre tu visita al Coliseo

Si ya estás convencido de que la visita al anfiteatro más famoso del mundo es uno de los imprescindibles en tu viaje a Roma, sólo necesitas tener en cuenta los siguientes puntos para que tu visita sea mucho más cómoda y adaptada a tus necesidades.

  • Puedes entrar con mochila pequeña o mediana, pero deberás pasarlas por el detector de metales. Olvida las mochilas de camping, las bolsas voluminosas o las maletas y carritos; deberás dejarlas en la taquilla de la entrada pagando un suplemento.
  • El Coliseo es accesible para personas con movilidad reducida: dispone de tres sillas de ruedas en el primer piso y de cinco en las entradas principales del Coliseo y del Foro Romano.
  • Cuando descubras la inmensidad de este monumento arquitectónico vas a querer hacer una y mil fotos: te recomiendo que te reserves un tiempo para ello antes o después de la visita y busques una buena perspectiva por los rincones de alrededor.
  • Imprescindible llevar agua en abundancia, crema solar y protegerse del sol. En el Coliseo hay muchas zonas de sol en las que hace mucho calor y las altas temperaturas pueden empañar la visita.
  • Si estás interesado en una visita al Coliseo en profundidad, puedes alquilar una audioguía, contratar la visita de realidad virtual o, para el nivel TOP, consultar la info sobre las visitas guiadas.
  • Si quieres utilizar la audioguía o video-guía oficial, tendrás que solicitarla en la taquilla. La primera tiene una duración de una hora y 10 minutos y la segunda dura 45 minutos. El alquiler de la audioguía tiene un coste aproximado de 5,50 euros y el de la video-guía de 6 euros; ambas se devolverán una vez se finalice la visita.

Foto antigua sobre el Coliseo hoy
Foto antigua sobre el Coliseo hoy

Lo que debes saber antes de tu visita al Coliseo de Roma

El que probablemente sea uno de los monumentos más emblemáticos de Roma fue mandado a construir en el año 72 d.C por el emperador Vespasiano (soldado profesional antes de ser emperador) y se utilizaba como anfiteatro de espectáculos a los que podía asistir el pueblo de forma gratuita. Los principales acontecimientos del Coliseo de Roma eran las famosas luchas de gladiadores y las peleas de animales salvajes.

El Coliseo es uno de los monumentos más visitados del mundo; de los seis millones anuales de turistas que recibe Roma, cinco no se van de la ciudad sin pasear entre sus 80 entradas de arco, observar sus tres pisos de columnas (dóricas, jónicas y corintias, para repasar las lecciones de Cultura Clásica), recorrer las galerías, observar la arena desde unas gradas que acogían a 55.000 espectadores y maravillarse con la red de salas subterráneas donde se guardaban los animales.

La historia de esta maravilla de la arquitectura romana (su nombre procede, por cierto, de una enorme estatua del “Coloso de Nerón” que se alzaba junto al anfiteatro) da para llenar bibliotecas, pero mejor descubrirla explorando sus recovecos. Para eso, el primer paso es conseguir tus entradas para el Coliseo Romano.

Alrededores del Coliseo
Alrededores del Coliseo

Si te interesa visitar el Coliseo, también te interesará...

Si te interesa visitar el Coliseo y la historia antigua, también te interesará visitar Pompeya. Puedes leer este post que hice sobre Excursión a Pompeya desde Roma.

Si después de visitar el Coliseo te apetece seguir recorriendo las calles de la ciudad, lo mejor será que contrates un tour guiado para no perderte detalle. También existe la opción de hacer una visita guiada de la ciudad por la noche, donde contemplarás todo su esplendor iluminada. Te resumo en esta guía los que para mí, son Los mejores tours de Roma. Y aquí puedes leer todo sobre Los mejores tours nocturnos.

Consejos para tu viaje

Nuestros consejos y los de nuestros viajeros para que vivas tu experiencia al máximo.

Mejores Entradas Coliseo de Roma