Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de cookies. Más información.

Guía del metro de Roma

El metro de Roma te puede salvar de un apuro en muchas ocasiones, ya que es la manera más rápida para moverse en la ciudad. Te cuento cómo sacarle partido

Alex Grande

Alex Grande

12 de may. de 2021 • Lectura de 6 minutos

Guía del metro de Roma

Esperando el metro | ©Fabrizio Verrecchia

Roma es una ciudad hecha para ser admirada y no hay mejor manera para hacerlo que andando: recorriendo sus callejuelas, descubriendo sus rincones, entrando en cada puerta que veas para ver qué hay detrás…

Pero hay un problema, y es que a la vez esta no es la forma más eficiente de desplazarse entre atracciones, monumentos y ruinas antiguas, aún más si vas a estar en Roma menos de una semana y quieres ver un montón de cosas en poco tiempo. Por ello, lo mejor es conocer de antemano cómo moverte por la ciudad antes de tu viaje y para ello aquí tienes una guía completa del metro de Roma.

1. Cómo funciona el metro de Roma

En el metro de Roma | ©Wikimedia
En el metro de Roma | ©Wikimedia

ATAC son las siglas de ‘Agenzia del trasporto autoferrotranviario del Comune di Roma’, o lo que es lo mismo, la empresa encargada del transporte público de Roma. Un billete ATAC es válido para viajar en tren, autobús y tranvía. También te vale para viajar en tren de cercanías (dentro del área metropolitana de Roma).

Los billetes se compran en las máquinas expendedoras o en las taquillas de las estaciones de metro, y también en estancos (marcados con un cartel azul con una T) y quioscos de toda la ciudad.

Cuidado, porque las máquinas expendedoras de metro suelen vacilarte: aceptan euros tanto en billetes y monedas pero nunca dan más de 6 € de cambio, así que si metes un billete de 20 € no te devolverá nada hasta que hayas comprado 14 € en billetes. Para “arreglar el problema”, muchas máquinas solo aceptan billetes de 5 y 10 €, así que si tienes un billete más grande tendrás que buscar cambio en otro lado. Ah, y cómo no, no aceptan tarjetas de crédito.

Por ello, siempre que puedas, te recomiendo comprar los billetes a un humano en una taquilla, estanco o quiosco y alejarte todo lo posible de esos trastos.

2. Qué billete comprar

Turistas en el metro de Roma | ©Gabriella Clare Marino
Turistas en el metro de Roma | ©Gabriella Clare Marino

  • BIT: El billete sencillo, válido para un viaje en metro o tren de cercanías o 100 minutos en autobús (1,50 €).
  • Roma 24H: Este billete es válido durante 1 días para viajar en cualquier método de transporte de ATAC (7 €).
  • Roma 48H: Billete de 2 días para todo el transporte público de ATAC (12,50 €).
  • Roma 72H: Billete de 3 días válido para cualquier opción de transporte de ATAC (18 €).
  • CIS: Un billete de 7 días válido para autobús, metro y tren de cercanías (24 €).

Si vas a estar una semana en Roma y tienes pensado moverte principalmente en transporte público, no lo pienses dos veces: te merecerá la pena comprar un billete CIS ya que por menos de 3,50 € al día tendrás acceso ilimitado a toda la red de transportes de la ciudad.

En caso de que tu viaje vaya a ser más corto, o tu alojamiento esté en pleno centro de la ciudad y puedas ir andando a la mayoría de puntos de interés, seguramente te compense comprar un billete sencillo cada vez que uses el transporte público.

3. Horarios del metro de Roma

El metro de Roma abre desde las 5:30 de la mañana hasta las 23:30 de la noche todos los días, excepto los viernes y los sábados en los que se extiende el servicio hasta la 1:30 aunque con una frecuencia de trenes inferior al resto del horario.

4. Viajar en transporte público con el Roma Pass y el autobús Hop On Hop Off

Roma Pass | ©Roma Pass
Roma Pass | ©Roma Pass

Dicho esto, algo que debes tener en cuenta es que algunos pases turísticos de Roma, como el Roma Pass, incluyen un pase de transporte público gratuito para dos o tres días. Incluso si las atracciones de este pase turístico no te interesan demasiado, el ahorro en el transporte público puede hacer que merezca la pena comprar un Roma Pass.

Algunos billetes para el autobús turístico Hop On Hop Off de Roma incluyen también un pase de transporte público para varios días, además de que el propio autobús es una muy buena forma de moverse por la ciudad.

Alex’s Traveller Tip

Si vas a estar menos de una semana en Roma, la mejor opción para moverte en metro es ir comprando billetes sencillos según viajes. Para un viaje de siete días o más, merece la pena comprar el billete de una semana.

5. Líneas y paradas de metro más importantes

Mapa del metro de Roma | ©ATAC
Mapa del metro de Roma | ©ATAC

Roma tiene tres líneas de metro: A, B y C:

  • Línea A (naranja): la línea con las paradas de metro en los lugares más populares de la ciudad. Cipro para los Museos Vaticanos, Ottaviano para la Basílica de San Pedro, Flaminio para Villa Borghese, Barberini para la Fontana di Trevi, y Vittorio Emanuele para Santa Maria Maggiore, entre otras.
  • Línea B (azul): esta línea es más para monumentos y ruinas, con paradas como Colosseo para el Coliseo, el Foro Romano, las Termas de Caracalla, y Circo Massimo para el Circo Máximo. Las líneas A y B se cruzan en la estación de Termini, la estación de tren principal de Roma y el destino de la mayoría de autobuses que vienen del aeropuerto.
  • Línea C (verde): por ser la línea de apertura más reciente, probablemente será la que menos cojas. Va de Monte Clodio/Mazzini a Lodi, pero no todas las paradas están operativas ya que la línea aún está en construcción.

Algo que puede ser un poco confuso a la hora de coger la línea B de metro en Roma es que la línea se ramifica, por lo que si coges un metro desde Laurentina habrá dos trenes, uno con dirección a Bufalotta y otro a Casal Monastero.

6. Conexiones con la estación de tren Roma Termini

Estación Roma Termini | ©Dan Visan
Estación Roma Termini | ©Dan Visan

La estación de Termini es la estación de tren principal de Roma y el destino de muchos autobuses que operan entre los aeropuertos de Fiumicino y Ciampino y la ciudad. El Leonardo Express, el tren rápido que te lleva al aeropuerto de Fiumicino, también sale desde Termini. Por tanto, es muy probable que llegues aquí desde el aeropuerto y vuelvas en el último día de tu viaje.

Las tres líneas del metro de Roma conectan con la estación de Termini, a varias paradas de lugares como el Coliseo, Plaza Venecia, o la Plaza Barberini, y a media hora andando de la Fontana di Trevi, por lo que puede ser un buen punto de referencia para moverte por el centro histórico de la ciudad.

Fuera de la estación, en la Piazza del Cinquecento, hay un terminal de autobuses que conecta con todos los puntos de la ciudad. La zona no tiene ningún interés turístico, por lo que no pierdas el tiempo en explorar los alrededores.

Algo que sí es importante saber: para hacer una excursión desde Roma a alguna de sus ciudades cercanas, una de las mejores opciones es coger un tren desde la estación de Termini, que conecta con las estaciones de ferrocarril principales de Milán, Florencia, Venecia y Nápoles entre otras.

7. Consejos para el metro de Roma

Esperando el metro de Roma | ©Mauricio Artieda
Esperando el metro de Roma | ©Mauricio Artieda

  • Debes validar el billete en las máquinas situadas en los tornos antes de entrar. Independientemente de si el billete es de 1, 3 o 7 días, solo debes validarlo una vez. En caso de que viajes con un Roma Pass, simplemente pásalo por el círculo amarillo del torno.
  • Si viajas en el transporte público de Roma con un billete no validado, te pueden multar con hasta 50 €.
  • Otra cosa a tener en cuenta es que los niños de hasta 10 años no necesitan un billete para moverse en el transporte público de Roma.
  • El metro de Roma conecta con el aeropuerto de Fiumicino, y aunque el trayecto es algo largo y tedioso es una opción para moverte entre el aeropuerto y la ciudad si viajas con un presupuesto algo ajustado. Si no, te recomiendo reservar un traslado entre Fiumicino y Roma.
  • Ya que los billetes de ATAC valen para todo el transporte público de Roma, te recomiendo usar el tranvía alguna vez, para probar una experiencia distinta. Aunque no sea igual de práctico que el metro, las líneas 3, 8 y 19 pasan por bastantes lugares del centro.
  • En metro puedes llegar hasta Ostia, una ciudad en la costa en la que se encuentra el sitio arqueológico de Ostia Antica. Si quieres leer más sobre esta excursión, aquí encontrarás más información sobre esta y otras: 5 lugares que ver cerca de Roma.
  • En el metro de Roma abundan los carteristas, casi como en cualquier otra capital europea. Por ello, te recomiendo tener especial cuidado con tu cartera o mochila.
  • Por último, ten en cuenta que algunos sitios del centro de Roma no tienen una parada de metro cercana por no haber podido realizar las obras necesarias, así que dependiendo de qué vayas a visitar tardarás lo mismo yendo en metro que andando.