Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.

Qué ver y hacer en París en un día

Así que, ¡Tienes un día para ver París! Puede que estés preocupado pensando que un solo día es poco para una ciudad con tanto para disfrutar, pero no te preocupes, es posible organizar un itinerario de 24 horas para obtener un vistazo general de la ciudad y disfrutar de lo más elemental.

Katherine Betances

Katherine Betances

Lectura de 10 minutos

Qué ver y hacer en París en un día

Vista de Paris | ©Dimitri Iakymuk

Desde la centelleante Torre Eiffel, pasando por algunos de los mejores museos del mundo, arquitectura célebre y comida espectacular ¡París lo tiene todo! Contar con un día completo para disfrutar de lo que la capital francesa tiene para ofrecernos es una gran oportunidad.

En esta guía, te llevo a través de un itinerario movido pero cuyo objetivo es que puedas tachar de tu lista de cosas que ver y hacer en Paris tanto como sea posible en un corto periodo de tiempo.

1- Disfruta de la arquitectura gótica de París: Catedral de Notre Dame de París y Sainte-Chapelle

Notre Dame | ©Adrienn
Notre Dame | ©Adrienn

Empieza tu día en París visitando una de las estructuras más reconocibles de la ciudad. La ciudad de París está dividida a la mitad por las aguas del río Sena. Por esto es común encontrar referencias al margen izquierdo o margen derecho de París. La orilla izquierda hace referencia a la parte inferior, mientras que la orilla derecha hace referencia a la parte superior.

En el medio del Sena encontrarás dos islas: Île de la Cité e Île Saint Louis. Te recomiendo comenzar tu itinerario de un día visitando Île de la Cité donde encontrarás Notre-Dame y Sainte-Chapelle.

La Catedral de Notre-Dame

Considerada, junto con la Torre Eiffel, un ícono parisino, es un destino que no te puedes perder en tu viaje de un día a París. La construcción de esta famosa catedral comenzó en el siglo X y tomó cerca de 200 años para culminar su impresionante estructura.

Penosamente, el 15 de abril del 2019 un devastador incendio causó daños significativos a la estructura de la catedral; tanto el techo de madera como la aguja se desplomaron durante el suceso por lo que Notre Dame permanece cerrada hasta nuevo aviso, aunque eso no significa que no se pueda visitar Notre-Dame por fuera ya que se permite la entrada del público al área de la Plaza, mientras se continúa con el plan de reestructuración.

Sainte-Chapelle

Aprovecha tu rápida visita a Notre Dame para conocer otra imponente obra de la arquitectura gótica. Sainte-Chapelle es una catedral famosa por su colección de vidrieras, titulada como la más extensa colección de vidrieras del siglo XIII en todo el mundo.

La arquitectura gótica de Sainte-Chapelle se corresponde con un estilo característico francés que no encontrarás en ningún otro lugar: el estilo gótico rayonnant. Sainte-Chapelle se compone de dos capillas cerradas: la Capilla Inferior y la Capilla Superior. La Capilla Superior fue creada para que la familia real y la nobleza hiciera su prédica, mientras que la capilla inferior estaba destinada a los empleados del palacio. En la Capilla Superior de Sainte-Chapelle se resguardaron durante muchos años los restos del rey Luis IX.

Reserva un tour por la Isla de la Cité, Notre Dame y Sainte Chapelle

2- Arte e historia en el Museo del Louvre

Fachada del Museo de Noche | ©Lonni Besançon
Fachada del Museo de Noche | ©Lonni Besançon

Ninguna visita a París estaría completa sin una parada en el museo más famoso de la ciudad: Musée du Louvre. Construido originalmente como un palacio por Philip II, este icónico edificio fue durante mucho tiempo la casa oficial de la realeza francesa; hasta que en 1682 Luis XIV decide recolocar la casa real en el Palacio de Versailles, a las afueras de París.

Desde Sainte-Chapelle para llegar hasta el Musée du Louvre tendrás un recorrido corto de 12 minutos caminando por el boulevard Georges Pompidou a las orillas del Sena.

Contrata un tour guiado

Contratar uno de los tours guiados por el Louvre es una de las mejores inversiones que puedes hacer para ahorrar tiempo y esfuerzo a la hora de visitar las instalaciones del Louvre. ¿La razón? Es un museo de gran tamaño y de esta forma aprovecharas al máximo el tiempo mínimo que requiere una visita al Louvre. La pirámide de cristal construida completamente en vidrio en el 1989 compone únicamente la entrada del museo hacia una estructura amplia e impresionante.

Tendrás demasiado para ver y muy poco tiempo para hacerlo, por lo que un tour guiado de 2 horas podrá llevarte directamente a ver las mejores obras del Louvre como son:

  • La escultura de La Venus de Milo
  • La Mona Lisa
  • La escultura de la diosa griega Artemisa
  • Los frescos de Botticelli
  • Las joyas de la corona francesa

¿No te interesa un tour guiado? También puedes comprar tus entradas para el Louvre para ver el museo por tu cuenta; eso si, te recomiendo adquirirlas por adelantado y evitas las largas colas de las taquillas.

Compra entradas para el museo del Louvre

3- Recorrido a pie por el Jardín des Tuileries

Jardín de las Tullerías | ©Roland Turner
Jardín de las Tullerías | ©Roland Turner

En un principio los Jardines des Tuileries fueron diseñados para uso exclusivo de la familia real y la corte. Sin embargo, los jardines que se extienden en un terreno de aproximadamente 55 acres, están completamente abiertos al público desde el 1667 y libre de coste.

Los jardines están ubicados justo enfrente al Museo Louvre, por lo que el mejor momento para visitarlos, es una vez termines tu recorrido por las instalaciones del museo.

¿Por qué visitar el Jardín des Tuileries?

Disfruta de un paseo tranquilo por el Jardín des Tuileries para empaparte de la paz y la tranquilidad del corazón de la ciudad luz. No tienes que tener un itinerario marcado, camina allá donde te lleven tus pies y disfruta del sol al final de la mañana.

En sus inicios la zona no era más qué un pantano bañado por las aguas del Sena, y donde se producían tejas para las casas y negocios parisinos. Las obras para la construcción del Jardín fueron iniciadas en 1564 por órdenes de Catalina de Medici. Cuando el jardín se abrió para disfrute del público en 1667, se ganó el título de el primer jardín de París totalmente abierto al mundo.

Reserva un tour guiado por Paris

4- Empápate de la historia de parís en Le Place de la Concorde

Place de la Concorde | ©Rutger van der Maar
Place de la Concorde | ©Rutger van der Maar

Encuéntrate con la Plaza de la Concorde, el mítico emplazamiento parisino donde el rey Louis XVI y Marie-Antoinette fueron ejecutados durante la Revolución Francesa.

En el otro extremo del Jardín des Tuileries encontrarás La Place de la Concorde. El recorrido para llegar a la plaza te tomará entre 10 a 20 minutos a pie caminando en los Jardines.

¿Por qué visitar La Concorde?

Diseñada por Ange- Jacques Gabriel y con un área aproximada de 7,6 acres es la plaza más grande de todo París. En sus inicios fue construida con la intención de glorificar al rey Luis XV, pero durante la época de la revolución varios miembros de la realeza, incluyendo el entonces rey Luis XVI, fueron ejecutados allí. Cada año en esta plaza se construye una tribuna desde la cual los dignatarios franceses observan el desfile militar por el Día de la Bastilla.

Destaca en el centro el prestigioso obelisco de Louxor y a los extremos dos obras de arte importantes que deberás observar, las monumentales fuentes de La Concorde.

  • Fontaine des Mers (Fuente de los Mares)
  • Fontaine des Fleuves (‎Fuente de los Ríos)

Reserva un tour guiado por Paris

5- Hora de comer: Disfruta de un almuerzo con los parisinos

Una merienda en Café Mollien. | ©Bharat Vohra
Una merienda en Café Mollien. | ©Bharat Vohra

París está plagado de ofertas fabulosas para disfrutar de una excelente comida en los alrededores del Museo del Louvre. A continuación, mi sugerencia de lugares para disfrutar de una buena comida en función a tus preferencias y tu itinerario.

Si buscas auténtica comida parisina con lugareños podrás visitar…

  • Café Blanc Es un bistrot francés tradicional, el servicio es generalmente rápido; podrás pedir desde una comida completa hasta una ensalada.
  • Café Louise Localizado en el Palais Royal, tiene un concepto parecido al Café Blanc y están uno frente al otro

Si buscas comida francesa con un toque exótico…

  • Le Fumoir Muy apreciado por turistas y locales, es ideal para todos los qué buscan relajarse en un ambiente refinado para disfrutar de una comida completa acompañada de buena bebida.

Si buscas un refrigerio rápido..

  • Bo & Mie Si buscas un refrigerio rápido para continuar tu excursión, este es el lugar por ahí. Se trata de un local con mucha demanda por lo qué posiblemente debas esperar para ser servido pero ¡Valdrá la pena!
  • Pret-a-manger: No se trata de la opción más francesa del listado pero si quieres algo realmente rápido para el camino es una gran alternativa.
  • Supermercado Franprix: Podrás encontrar el mismo tipo de sandwiches de Pret-a-manger por la mitad del precio. Ideal para viajes con presupuesto limitado.

6- Haz un recorrido de una hora por la avenida Campos Elíseos.

Avenida Campos Elíseos. | ©Josh Hallett
Avenida Campos Elíseos. | ©Josh Hallett

La Place de La Concorde es el monumento que marca el punto final de la avenida más bella y conocida de todo París: Le Champs-Élysées. Mi propuesta es que, una vez repongas energías, recorras el camino desde el Obelisco de Louxor hasta el final de la Avenida. Es un paseo de 1,9 kilómetros de largo que te invita a conocer lo mejor de lo mejor en París: con tiendas y cafés prestigiosos allá donde mires.

Puntos de interés.

Aunque hay mucho para ver en la Avenida Campos Elíseos, enlisto a continuación algunos lugares que podrían ser de interés en función a tus gustos.

  • Cafés y restaurantes: Café Di Roma, Fouquet's, Ladurée, Léon
  • Tiendas y boutiques: Boutique Lancôme, Sephora Paris, L'Occitane , Petit Bateau, Zara, DIOR Paris, Louis Vuitton y BOSS Store.
  • Otros puntos de interés: Cinéma Pathé, L'Atelier Renault y Galeries Lafayette Champs-Elysées.

7- Llega hasta el Arco del Triunfo de París

Arco del Triunfo de París | ©Alex Azabache
Arco del Triunfo de París | ©Alex Azabache

Llega la hora de conocer uno de los monumentos más icónicos de La Ciudad Luz. Visitar este emblemático destino puede ser tan simple como pasear bajo sus enormes arcos y contemplar la hermosa avenida que acabas de recorrer; también cuentas con la opción de subir al mirador ubicado en la parte superior de la estructura.

Al final del recorrido por la avenida Campos Elíseos te encontrarás, en el extremo oeste, con El Arco del Triunfo de París, visita obligatoria en un recorrido de un día.

¿Por qué visitar El Arco del Triunfo?

Realmente es mucho más que un monumento. El Arco del Triunfo de París, además de ser parada imprescindible en los tours guiados por París, es también un museo cuya terraza superior ofrece vistas impresionantes de París y en cuya base se ha instalado La Tumba del Soldado Desconocido. Su construcción fue ordenada por Napoleón Bonaparte en el 1806 y concluida en el 1836; desafortunadamente el emperador francés nunca vió su finalización.

Aunque no entres al interior toma un momento para apreciar las cuatro grandes esculturas que conforman los muros exteriores. Estas son:

  • Le Triomphe de 1810 - (El triunfo)
  • La Résistance de 1814 - (La Resistencia)
  • La Paix de 1815 (La Paz)
  • Le Départ de 1792 (La Partida)

Reserva un tour guiado por Paris

8- Plaza y Jardines del Trocadero.

Jardines del Trocadero. | ©MrT HK
Jardines del Trocadero. | ©MrT HK

Lo siguiente en la lista de imperdibles en una visita a París, es tomar un momento para disfrutar de la vista en la Place du Trocadero y, acto seguido, les Jardins du Trocadero.

Para llegar desde el Arco del Triunfo hasta la Plaza Trocadero deberás tomar la Av. Kléber en un recorrido a pie de 30 minutos. Es otra avenida hermosa de París en la que podrás disfrutar de una vista espectacular.

¿Por qué visitar la Plaza Trocadero?

Desde allí tienes una de la vista más impresionante de la Torre Eiffel. La mayoría de fotos de este emblemático monumento parisino que encontrarás en internet, libros y postales son tomadas desde la Plaza Trocadero. ¡No olvides tu cámara de fotos pues las fotografías espectaculares están prácticamente garantizadas!

¿Por qué visitar los Jardines de Trocaderos?

Principalmente, para admirar La Fuente de Varsovia. Se trata de un fuente de agua rectangular, centrada alrededor de 12 fuentes enormes, cada una de la cuales es capaz de proyectar columnas de agua de hasta 33 pies. El diseño espectacular se complementa con 24 fuentes pequeñas y 10 arcos de agua.

Durante los momentos más tranquilos del día, el efecto espejo de la Fuente de Varsovia puede ser hermosamente dramático; dando lugar a tomas espléndidas. Pero no te entretengas mucho ¡tienes que llegar a tu siguiente parada antes de la puesta de sol!

9- Disfruta del atardecer en la Torre Eiffel

Asombrosa Torre Eiffel | ©Pedro Szekely
Asombrosa Torre Eiffel | ©Pedro Szekely

Aunque nuestro recorrido por París casi termina, es imposible abandonar la ciudad sin antes admirar su monumento más icónico.
Deja atrás tu ubicación en les Jardins du Trocadero, cruza la Av. de Nueva York para llegar al Pont d'Iéna, uno de los clásicos puentes parisinos que unen las dos orillas del Sena, y estarás en los Jardines de la Torre Eiffel.

La Torre Eiffel al atardecer

Se trata de uno de los mejores lugares de la ciudad para ver la puesta de sol. Las vistas desde la Torre Eiffel te permitirán ver todo París y disfrutar de los últimos rayos de sol que caen sobre esta preciosa urbe. El río Sena con sus bulevares, las hermosas calles parisinas, sus edificios y sus cuidados jardines, todos bañados de un cielo anaranjado te terminarán por enamorar; provocando que quieras volver muy pronto a disfrutar de nuevas experiencias.

Importante: Tomando en cuenta que tu tiempo en París es limitado, compra con anticipación tu entrada a la Torre Eiffel con acceso hasta la cima, para no perder un segundo de tu itinerario. Además, recuerda que la torre Eiffel de noche se ilumina y tiene un espectáculo de luces a cada hora en punto.

10- Despídete de Paris con un crucero en el Sena

Crucero por el Sena con la Torre Eiffel de fondo | ©Heather (Gruber) Williams
Crucero por el Sena con la Torre Eiffel de fondo | ©Heather (Gruber) Williams

A modo de despedida de Paris toma una crucero por el Sena de noche y si quieres optimiza tu experiencia incluyendo servicios adicionales como una deliciosa cena en el barco que recorre el Sena.

Este tipo de excursiones incluye el recorrido a bordo de un crucero por los canales de París y los ríos cercanos, incluidos en ellos el río Marne y el canal Saint-Martín.

¿Por qué hacer un crucero por el Sena?

El paisaje, la comida y el excelente servicio valen totalmente la pena. París al anochecer ofrece paisajes excepcionales, podrás experimentar maravillas arquitectónicas como el Louvre, el espectáculo de luces nocturnas de la Torre Eiffel y muchos más.

Reserva un crucero por el Sena de noche