Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de cookies. Más información.

Las mejores cosas que ver y hacer en Lisboa

Es difícil que Lisboa no deje una huella en el viajero: sus calles, su cultura y su sabrosa gastronomía harán que siempre te quedes con ganas de más. Te dejo una lista de mis imprescindibles en Lisboa.

Ana Caballero

Ana Caballero

12 de jun. de 2021 • Lectura de 6 minutos

Las mejores cosas que ver y hacer en Lisboa

©Claudio Schwarz

La capital de Portugal tiene algo especial y auténtico que no se describe con palabras. Lisboa son los tejados de Alfama, los cafés de Chiado, el ambiente del Barrio Alto, las fachadas del centro histórico, los jardines de Belem y la orilla del río Tajo.

1. Recorre la ciudad con un tour guiado

Recorre las pintorescas calles de Lisboa | © Nima Izadi
Recorre las pintorescas calles de Lisboa | © Nima Izadi

No me cansaré de defender que la mejor manera de conocer una ciudad es patear sus calles y perderse por sus rincones. Por este motivo, mi primera recomendación para todos los que estéis pensando en ir a esta ciudad es que hagáis un tour guiado de Lisboa.

Lisboa tiene muchos barrios y cada uno de ellos tiene un carácter y una personalidad especial, por lo que, si tenéis tiempo, os aconsejo que hagáis varios tours por los distintos barrios de la capital portuguesa. Si por el contrario tienes poco tiempo o quieres probar la experiencia de manera general, también encontrarás recorridos guiados a pie por los lugares más importantes de Lisboa.

2. Sube y baja sus cuestas en tranvía

Tranvía en una cuesta de Lisboa | ©Lucy-Claire
Tranvía en una cuesta de Lisboa | ©Lucy-Claire

Los tranvías amarillos de madera que atraviesan Lisboa son una atracción turística en sí misma, pero además son una manera perfecta de recorrer la ciudad llegando de manera cómoda y rápida a los puntos de interés más alejados del centro. Para montar en tranvía tienes dos opciones: sacar un billete común para un viaje como si de un autobús de línea se tratara o contratar una ruta en tranvía con antelación.

Además, también existe la posibilidad de combinar los billetes para el tranvía con los del autobús turístico, de manera que puedas desplazarte cómodamente por todos los rincones de la ciudad. Te dejo aquí mi guía práctica sobre Los mejores buses turísticos para que puedas organizar tu viaje con mayor facilidad.

3. Asiste a un espectáculo de fado

El arte del fado | ©Ricardo Santos
El arte del fado | ©Ricardo Santos

Conocer una ciudad es conocer también su cultura y sus tradiciones y en el caso de Lisboa eso pasa por el fado. El fado es un cante melancólico basado en los sentimientos que surgió en los barrios humildes de Lisboa y que a día de hoy sigue vigente en la capital portuguesa.

Repartidas por la capital, hay diferentes salas en las que puedes disfrutar de un espectáculo de fado con o sin cena incluida y también diferentes paquetes con los que combinar un espectáculo de fado y un recorrido turístico por Lisboa.

4. Visita Sintra y otros pueblos cercanos

Quinta da Regaleira, Sintra | ©Raja Sen
Quinta da Regaleira, Sintra | ©Raja Sen

Si después de pasear por Lisboa crees que nada puede igualar a la belleza de la capital portuguesa, espera a hacer una excursión a Sintra. Esta localidad considerada Patrimonio de la Humanidad, está llena de hermosos palacios como el Palacio da Pena y el Palacio Nacional de Sintra, con coloridas fachadas y es probablemente la mejor excursión que se puede hacer en un día desde Lisboa.

5. Haz una visita guiada del Palacio da Pena

Palacio Da Pena, Sintra | ©Mark Lawson
Palacio Da Pena, Sintra | ©Mark Lawson

Uno de los enclaves principales que hay que ver durante una visita a Lisboa no está en Lisboa. Se trata del Palacio da Pena y está situado en Sintra.

Si la excursión a Sintra es un “must”, entrar al Palacio da Pena es otro. Puedes comprar las entradas o contratar una visita guiada al palacio, pero lo más importante es que reserves al menos una mañana para verlo todo ya que el Palacio da Pena tiene también unos enormes jardines que merecen una visita.

6. Degusta la gastronomía portuguesa

Disfruta los deliciosos pasteles de Belem | ©André Luís
Disfruta los deliciosos pasteles de Belem | ©André Luís

¿Acaso vas a irte de Portugal sin degustar sus platos más típicos? Para cualquier viajero que se precie, el probar sabores y texturas diferentes forma parte del viaje y en Lisboa tienes donde elegir. Por un lado, al ser una gran ciudad tendrás multitud de restaurantes entre los que elegir (te recomiendo que reserves con antelación si estás interesado en alguno en concreto).

Si haces algún tour guiado por Lisboa, pide recomendaciones a tu guía. Por otro lado, hay especialidades típicas de Lisboa que no te puedes perder; destaca sobre todo el bacalao, el vino verde, la francesinha y los famosísimos pasteles de Belem que encontrarás a la venta en esta zona.

7. Visita el Convento da Carmo

Techo del Convento da Carmo | ©grassrootsgroundswell
Techo del Convento da Carmo | ©grassrootsgroundswell

Después de unos días paseando por la ciudad ya habrás notado que muchos de sus edificios se vieron afectados por los distintos terremotos que han asolado Lisboa a lo largo de su historia. Es el caso del Convento da Carmo perteneciente en su día a la orden de las Carmelitas, que carece de techo.

Sin embargo, esta peculiaridad lo hace, precisamente, uno de los lugares preferidos por los viajeros. Los domingos está cerrado, pero el resto de la semana puedes visitarlo de 10 de la mañana a 18 de la tarde y te aseguro que vale la pena hacerlo tanto por su estructura como por sus vistas.

8. Sal de fiesta por el Barrio Alto

Disfruta de la noche lisboeta en el Barrio Alto | ©Senhor Estilo
Disfruta de la noche lisboeta en el Barrio Alto | ©Senhor Estilo

No todo va a ser turismo y los que han ido en verano a Lisboa lo saben bien. Si te alojas cerca del Barrio Alto una multitud de gente en las calles te sorprenderá cuando salgas a cenar; música, fiesta, bebida, alegría y una sonrisa en cada esquina de las estrechas y empinadas calles que recorren este barrio son las características principales de la fiesta lisboeta.

En medio de un ambiente bohemio, el Barrio Alto concentra multitud de pubs y bares de copas en muchos de los cuales, además, podrás escuchar fado.

9. Visita el Monasterio de los Jerónimos

Monasterio de los Jerónimos | ©balavenise
Monasterio de los Jerónimos | ©balavenise

Cuando visites el barrio de Belem te llamará la atención la estructura del Monasterio de los Jerónimos; no dudes en entrar y, si puedes, reserva la visita guiada. Terminado en el S.XVI y con un estilo manuelino, el monasterio de los Jerónimos es considerado Patrimonio de la Humanidad.

10. Observa los tejados de Lisboa desde sus miradores

Vistas de Lisboa desde el mirador Portas do Sol | ©Shadowgate
Vistas de Lisboa desde el mirador Portas do Sol | ©Shadowgate

Habría sido un pecado no incluir en la lista los maravillosos miradores que tiene Lisboa. La capital portuguesa es conocida como La Ciudad de las 7 colinas y este apodo le asegura al viajero unas vistas extraordinarias desde diferentes puntos de la ciudad. Estos son algunos de los miradores que no te debes perder:

  • Mirador de Portas do Sol: mi favorito por el encanto que tienen desde allí los tejados anaranjados del barrio de Alfama.
  • Mirador de San Pedro de Alcántara: situado en el Barrio Alto y con vista al Castillo de San Jorge.
  • Castillo de San Jorge: desde la torre de Ulises podrás ver una panorámica de la ciudad de 360 grados.
  • Mirador de Gracia: situado junto a la iglesia del mismo nombre. Ideal para ver atardecer.
  1. Disfruta del mejor atardecer de la ciudad con un paseo en barco por el Tajo
    Sí, has leído bien. Cada tarde, salen desde el muelle varios veleros preparados para surcar las aguas del Tajo durante la puesta de sol, permitiéndote disfrutar de un atardecer espectacular y una copa de vino mientras tanto. La verdad es que para mí, fue uno de los mejores planes que pude hacer durante el viaje y lo mejor de todo es que el presupuesto que necesitas no es excesivo, ya que puedes llegar a hacer un crucero por el Tajo por desde unos 30 Euros. Te cuento todos los detalles en mi artículo sobre los mejores cruceros por el Tajo.

Qué hacer en Lisboa