Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de cookies. Más información.

Las mejores cosas que ver y hacer en Oporto

Porto es perfecta para visitar durante un fin de semana largo; sus fachadas, sus azulejos y sus vistas al río no necesitan más para cautivar al viajero

Ana Caballero

Ana Caballero

16 de abr. de 2021 • Lectura de 5 minutos

Las mejores cosas que ver y hacer en Oporto

Panorámica de Porto | ©Daniel Sessler

Debes tener en cuenta que Porto es una ciudad para vivirla: una comida junto al río o unos vinos en cualquiera de sus terrazas serán imprescindibles. Estas son las 10 cosas que no debes dejar de ver y hacer durante tu visita a Porto.

1. Descubre el centro de Oporto en un tour guiado

Pasea por las pintorescas calles de Oporto | ©Rubén Marcos
Pasea por las pintorescas calles de Oporto | ©Rubén Marcos

Un paseo en solitario por la ciudad será sin duda una de las experiencias de las que más disfrutarás durante tu visita, pero deja tiempo para hacer ese mismo recorrido turístico de Oporto en compañía de un guía local.

Las dimensiones de la ciudad quizás faciliten que puedas descubrir sus rincones por cuenta propia, pero será alguien que conozca la ciudad quien podrá descubrirte sus secretos, su historia y su modo de vida. Si solo pudiera recomendarte una actividad para hacer durante tu viaje, esta sería sin duda un tour guiado por el centro.

2. Visita los alrededores de Oporto

Jardines de Santa Bárbara, Braga | ©Pedro
Jardines de Santa Bárbara, Braga | ©Pedro

Otra cosa buena que tiene la ciudad de Oporto es su ubicación. Desde allí puedes conocer otros rincones de Portugal en cómodas excursiones de un día y de esta forma volver de tu viaje con una visión más completa del país.

Puedes hacerlo alquilando un coche, pero una forma más cómoda es contratar excursiones organizadas desde Oporto en las que te acompañará un guía experto. Muchas de ellas también incluirán experiencias como un crucero, un almuerzo típico portugués, una cata de vinos, etc. Puedes reservar cualquiera de estas opciones online. Te dejo aquí mi lista de favoritas: Los mejores tours y excursiones desde Porto.

3. Haz un crucero por el Duero

Parada en el crecero por el Duero | ©Gerry Labrijn
Parada en el crecero por el Duero | ©Gerry Labrijn

Navegar por el río que recorre una ciudad es siempre una manera diferente de acercarte a ella; una forma de huir del estrés y las aglomeraciones y de dedicarte simplemente a contemplar la ciudad de forma relajada y sin prisas. Si quieres navegar por el Duero durante tu viaje a Oporto tienes dos opciones: hacerlo por la parte del río que recorre la ciudad o realizar una excursión a los alrededores de Oporto y recorrer el río desde allí.

4. Disfruta de un recorrido en autobús turístico

Autobús turístico por las calles de Oporto | ©Alquiler de Coches
Autobús turístico por las calles de Oporto | ©Alquiler de Coches

Aunque el autobús turístico parece ser una opción que pasan por alto muchos viajeros por considerarla “demasiado turística”, personalmente me parece una manera cómoda de dar un paseo por la ciudad huyendo de las caminatas y de las altas temperaturas.

Si te animas a probarlo te recomiendo la opción de reservar tu billete para el autobús turístico, que además incluye un crucero por el río y una cata de vinos opcional. Con un pase de 24 o 48 horas puedes coger el autobús las veces que quieras y desde las paradas que quieras.

5. Degusta la gastronomía portuguesa

Típica francesinha | ©Filipe Fortes
Típica francesinha | ©Filipe Fortes

Personalmente, nunca (que recuerde) he visitado un lugar en el que no me haya interesado por su gastronomía y por sus platos típicos. Oporto no solo no ha sido una excepción, sino que en esta ocasión no me hizo falta buscar demasiado puesto que en un tour gastronómico pude probar todos los platos típicos. Algunos de los que más te sonarán y que podrás probar en muchos de los restaurantes de Oporto son:

  • Francesinha: es un sándwich con bechamel que te recomiendo que compartas con alguien si quieres dejar hueco para el resto de comidas del día.
  • Bacalao: en Portugal podrás probarlo en todas sus formas.
  • Natas: son los famosos pasteles de Belem de Lisboa, en la versión de Oporto.
  • Bifanas: un característico bocadillo con carne de cerdo marinada.
  • Sopas: pide la sopa de la casa y déjate sorprender.

6. Cata el vino local

Difruta del vino de Oporto | ©Bonnie
Difruta del vino de Oporto | ©Bonnie

Si la gastronomía es importante en Portugal, más aún si cabe, lo es su tradición vinícola. El vino de Oporto en concreto es famoso en todo el mundo, por lo que sería un pecado visitar la ciudad y no probarlo en uno de sus muchos bares. Te recomiendo que te dejes recomendar por los camareros y vayas probando las distintas variedades; eso sí, ojo al vino verde que puede ser traicionero.

Si además de atraerte la idea de sentarte en una terraza con vistas al río a beber una copa de vino quieres saber más sobre esta tradición, te aconsejo una cata de vino por las bodegas de Oporto y alrededores.

7. Visita la librería Lello

Librería Lello | ©A wandering minstrel
Librería Lello | ©A wandering minstrel

Si eres fan de los libros de Harry Potter no hace falta que sigas leyendo porque ya conocerás esta librería en la que se inspiró su autora.

Independientemente de que te gusten o no las historias del mago más famoso de todos los tiempos, la historia de J.K. Rowling es apasionante; si visitas la librería durante un tour guiado pregúntale por ella a tu guía.
Pasarse por la librería Lello es para todos los amantes de los libros un must de la ciudad de Porto.

8. Sube a la torre de los Clérigos

Torre de los Clérigos | ©Edgar Jiménez
Torre de los Clérigos | ©Edgar Jiménez

En todas las ciudades hay un punto privilegiado para contemplarlas desde lo alto, intentar localizar sus principales monumentos y hacer una y mil fotos para darte cuenta de que ninguna iguala la visión en directo del paisaje. En Oporto el mejor lugar para esto es la torre de los Clérigos.

Es posible que te cueste un poco subir sus 200 escalones, pero te aseguro que no olvidarás fácilmente el mosaico de los tejados de Oporto que verás desde lo alto. Los 5 euros que cuesta la entrada merecen mucho la pena.

9. Experimenta la vida local en el Mercado Bolhao

Mercado del Bolhao | ©Matt Kieffer
Mercado del Bolhao | ©Matt Kieffer

Si buscas un mercado para turistas, descarta esta visita. El mercado de Bolhao es un mercado auténtico portugués y lo que te aportará será el poder contemplar de cerca la vida diaria de la ciudad. Su aspecto puede parecerte decadente a primera vista, pero encontrarás auténticos productos locales y hermosas flores a lo largo de sus calles. No tengas prisa por terminar de recorrerlo y párate a observar los detalles.

10. Camina por el barrio de la Ribeira

Barrio de la Ribeira | ©Fred Bigio
Barrio de la Ribeira | ©Fred Bigio

Por último, mi recomendación es la de caminar por ese lugar que se queda grabado en la mente varios meses después de terminar el viaje a Oporto: el barrio de la Ribeira. Posiblemente pases por allí en algún momento durante tu viaje, pero mi consejo es, una vez más, reservar al menos un par de horas para un paseo sin prisas por la orilla del río admirando sus casas de colores y, por supuesto, para una bebida en una de sus terrazas al aire libre.

De todos los lugares de Porto, me quedo con este y, aunque las preferencias de cada viajero son diferentes, dudo que, independientemente de tus gustos, te deje indiferente.